Estudios

Asesoría especializada. Acompañamiento constante. Instalaciones adecuadas.

Servicios

¿Qué evalúan durante una polisomnografía nocturna?

Mediante el estudio de Polisomnografía nocturna el neurólogo clínico puede descartar o confirmar sus sospechas sobre la existencia de diversos trastornos del sueño como:

  • Síndrome de apnea/hipopnea del sueño (SAOS)
  • Síndrome de resistencia aumentada de la vía aérea superior
  • Síndrome de apneas centrales del sueño. 
  • Evaluación preoperatoria en casos de SAOS (antes de la adenoamigdalectomía o de cualquier técnica quirúrgica de ampliación de la vía respiratoria superior).
  • Narcolepsia o hipersomnia idiopática
  • Movimientos paradójicos de las extremidades.
  • Diagnóstico de epilepsias relacionadas con el sueño y su diferenciación de parasomnias atípicas.
  • Dudas diagnósticas en casos de síndrome de piernas inquietas (SPI) atípicos o que no responden al tratamiento.

Como especialistas en atención neurológica, en Neurocenter contamos con el equipo necesario para realizar polisomnografía nocturnas, así como con una robusta red de profesionales que pueden no sólo aplicar el estudio, sino interpretarlo y diagnosticar al paciente para ofrecer un tratamiento adecuado.

Tenemos la certeza de que con nuestra propuesta alternativa de atención podemos lograr detener tus pérdidas y ayudarte a recuperar tus noches de sueño.

¿Para qué le sirve al neurólogo pedir el estudio del sueño?

Algunos de los datos que le arroja la polisomnografía nocturna al especialista incluyen:

  • Tiempo total de sueño y tiempo de vigilia durante el registro. 
  • Eficiencia de sueño (la relación entre el tiempo de sueño y el tiempo total registrado)
  • Tiempo de latencia desde que el sujeto se acuesta hasta el inicio del sueño (fase N1 del sueño no REM), que suele ser de 10 a 25 minutos, o hasta el inicio del sueño REM. 
  • Duración y proporción de las diferentes fases del sueño (arquitectura del sueño). 
  • Frecuencia de apneas e hipopneas por hora de sueño (índice de apnea/hipopnea). 
  • Saturación de oxígeno media y episodios de desaturación de oxígeno. 
  • Número total e índice de movimientos periódicos por hora de sueño. 
  • Número total de microdespertares (arousals) por hora de sueño y su relación con eventos cardiorrespiratorios o de movimientos de extremidades. Se considera normal la aparición de hasta diez eventos por hora. 
  • Relación de los eventos observados en el vídeo y su relación con las variables registradas.

 

Te podría interesar: Polisomnografía nocturna, cuando dormir no es un placer.

¿Qué es la polisomnografía?

La polisomnografía (PSG) es una prueba que se realiza en clínicas del estudio del Sueño en la que se registran diferentes parámetros fisiológicos durante el mismo.

Consiste en el registro simultáneo de variables neurofisiológicas, cardiorrespiratorias y de los eventos cardiacos, neurológicos y motores que acontecen durante el sueño que pueden afectar a la calidad del mismo.

Se diferencia de la poligrafía respiratoria (PR) en que esta no registra variables neurofisiológicas

¿Qué parámetros se miden con un polisomnógrafo?

En la polisomnografía convencional se registra:

  • La actividad respiratoria durante el sueño mediante  mediciones del flujo aéreo nasobucal
  • Bandas de sensores de impedanciometría para determinar los movimientos torácicos y abdominales
  • Sensores de ronquidos
  • La saturación de oxígeno por pulsioximetría y el nivel de CO2 en el aire exhalado.
  • La actividad cerebral mediante un electroencefalograma (EEG)
  • La actividad muscular con un electromiograma de superficie habitualmente submentoniano (EMG)
  • Los movimientos oculares con un electrooculograma (EOG)
  • La posición corporal mediante sensores en las extremidades.
  • La actividad cardiaca se recoge mediante un electrocardiograma convencional de tres derivaciones (ECG).
  • Mediante el EEG se determina si el sujeto está despierto o dormido.
  • El EEG, junto al EOG y al EMG, sirven para reconocer en qué fase del sueño se halla el paciente.
  • También se registran el pH y la presión intraesofágica (si se sospecha que los síntomas están en relación con un reflujo gastroesofágico)
  • Y se puede realizar una grabación de vídeo sincronizado con la PSG para establecer una correlación electro clínica de cualquier evento que acontezca durante el sueño

La duración del estudio es aproximadamente de 10 horas, 8 horas de registro como mínimo y 2 de preparación aproximadamente.

¿Qué síntomas indican que tienen que realizarse una polisomnografía?

  • El ronquido
  • La mala calidad del sueño con dolor de cabeza al despertar y cansancio
  • El insomnio
  • La hipersomnia
  • El sonambulismo
  • El bruxismo
  • Cualquier síntomas relacionado con el sueño es indicativo de una PSG.

 

Tal vez te gustaría leer sobre: ¿Se altera tu respiración durante el sueño?